La patronal sider煤rgica da un toque de atenci贸n a la Uni贸n Europea sobre el 煤ltimo ajuste realizado en las medidas de salvaguardia para controlar las importaciones. 芦Esta revisi贸n mejora las debilidades t茅cnicas, pero el mercado del acero sigue deprimido禄, advirti贸 hace unos d铆as el director general de la Asociaci贸n Europea del Acero (Eurofer), Axel Eggert, organismo que aglutina a las compa帽铆as sider煤rgicas m谩s importantes y entre las que figura Arcelor. Si bien reconoce que la revisi贸n las restricciones aplicadas de forma provisional en julio de 2018 y definitiva en febrero de este a帽o han dado como resultado mejoras, se帽ala que 芦a煤n no es suficiente para una gran parte del sector, sobre todo por que se enfrenta a una demanda dom茅stica de acero deprimida禄. El nuevo ajuste, que entr贸 en vigor este mes, no satisface del todo a Eurofer, ya que considera que es una respuesta escasa ante 芦una presi贸n importadora insostenible, que no disminuir谩 a pesar de los cambios introducidos禄.

El panorama que avista la patronal europea es muy negro. Apunta que los m谩rgenes casi han desaparecido, los planes de producci贸n se han recortado y las instalaciones en Europa han parado temporalmente, lo que afecta a miles de empleos. La ca铆da de la demanda y el nivel elevado de las importaciones procedentes de pa铆ses extracomunitarios -sobre todo de Turqu铆a, China y Rusia– es una mezcla venenosa para la industria sider煤rgica europea. 芦La salvaguardia mantiene la puerta abierta a estos vol煤menes de importaci贸n hist贸ricamente altos, incluso a medida que las condiciones del mercado se deterioran禄.

Puede interesarle:

Ante las malas perspectivas, Eurofer insta a la Comisi贸n Europea a que, 芦a su debido tiempo, revise m谩s el nivel del contigente libre de aranceles, que es artificialmente alto, y los reduzca a cerca del volumen de importaci贸n que hab铆a entre 2015 y 2017禄. Las medidas de salvaguardia se adoptaron el a帽o pasado ante los aranceles aplicados por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump a las importaciones sider煤rgicas. Esta pol铆tica proteccionista provoc贸 que pa铆ses extracomunitarios desviasen su producci贸n a Europa, lo que acarre贸 el desplome de los precios por sus menores costes productivos, al tener unas normativas ambientales m谩s laxas y tarifas energ茅ticas y laborales mucho m谩s reducidas que en el viejo continente.

Contenido relacionado:   Casas modulares

La Comisi贸n Europea impuso aranceles del 25% a m谩s de una veintena de categor铆as de productos, entre ellos los laminados en caliente y los destinados al sector automovil铆stico. No obstante, solo se aplican si los fabricantes superan el volumen medio anual importado en los tres a帽os anteriores. Adem谩s, en la revisi贸n que acaba de entrar en vigor, se reduce el ritmo de liberalizaci贸n gradual y el contingente libre de tasas pasa a aumentar un 3% despu茅s de cada a帽o de aplicaci贸n, en lugar del 5% que se estipulaba antes de la modificaci贸n.

En l铆nea con Maroto

La reclamaci贸n de la patronal sider煤rgica europea va en la misma l铆nea que la carta enviada este mes por la ministra de Industria, Reyes Maroto, a la comisaria europea de Comercio, Cecilia Malmstr枚n. Asimismo, Eurofer insta a continuar los esfuerzos internacionales contra la sobrecapacidad global, 芦que es la ra铆z de los desaf铆os que enfrenta el sector europeo en la actualidad禄. Bajo su punto de vista, es vital que 芦pa铆ses como China, Indonesia, Ir谩n, Rusia o Turqu铆a dejen de acumular un exceso de capacidad que ponga en peligro el mercado mundial del acero. La salvaguardia, por s铆 sola, no ser谩 suficiente禄.

Esta situaci贸n perjudica especialmente a determinados productos, sobre todo 芦las l谩minas con revestimiento met谩lico para aplicaciones automotrices, las barras de refuerzo y el alambr贸n禄, apunta Eurofer. Precisamente, las instalaciones que fabrican este 煤ltimo en Gij贸n se encuentran 芦al borde del cierre禄, seg煤n manifest贸 Arcelor la semana pasada. Por ello, la multinacional suprimir谩 un turno de trabajo -pasar谩 de cinco equipos a cuatro- en el tren de alambr贸n de manera indefinida.

Contenido relacionado:   Resina Constructiva

Fuente: www.elcomercio.es